8 oct. 2010

Descendientes de la esportilla y el bordón


Tan sencillos como su indumentaria, eran los complementos que el peregrino de otros tiempos llevaba en su viaje a Compostela, pues con poco más que una esportilla (pequeño saco generalmente de forma rectangular y hecho con piel de ciervo), una calabaza (servía para guardar el vino que les daban en algunos hospitales) y un bordón se echaban al Camino.
Al igual que el calzado y la ropa, los complementos también sufrieron una gran evolución y adaptación a las necesidades del peregrino del S.XXI.
En la pestaña Como preparar El Camino incluimos una lista de aquellos artilugios que creemos no deben de faltar en nuestra mochila.


2 comentarios:

  1. me imagino que la piedra en la mochila para el camino frances tendra su significado me gustaria que nos lo detallaras un poco
    un saludo t lo pregunta un seguidor de vuestro blog

    ResponderEliminar
  2. Anónimo, en un par de entradas más, explicaremos el rito o tradición de dejar la piedra en "La Cruz de Ferro".
    Gracias por seguirnos
    Buen Camino

    ResponderEliminar