23 feb. 2016

"Grado - Salas"


Después de un corto pero intenso invierno, el pasado fin de semana, se abrió una ventana climatológica por el Norte y pudimos recorrer los algo más de 24 km. que separan Grado de Salas. Esta es la 2ª de las 4 etapas, que tenemos previsto hacer en domingos, antes de escaparnos una semana al Primitivo.


En está ocasión y sin que sirva de precedente, según ella, nos acompañó nuestra infatigable compañera Rosa. La excusa era que como la etapa discurría por su concejo, tenía que servirnos de salvoconducto y así fue, pues incluso pudimos visitar el santuario del Fresno.


Tras el obligado café y sellado de rigor, iniciamos la jornada callejeando Grado, mientras cientos de puestos con productos de todo tipo, entre los que llamaba poderosamente la atención los de alimentación, se desplegaban para el mercado dominical.


Dejamos atrás la capital moscona, pasando junto a la fuente de arriba y la Cruz, para afrontar las primeras rampas del Fresno, hasta que poco a poco, alcanzamos el desvío de Villapañada, ...


... donde nos encontramos al primer colega de la jornada, José Miguel, que estaba haciendo un reconocimiento de la etapa, pues piensa afrontar el Camino Primitivo de una tirada el próximo verano.


Según nos vamos acercando al alto, amenaza con "orbayar", afortunadamente se queda en amenaza pero lamentablemente el día sigue encapotado, privándonos a buen seguro, de la espectacular panorámica que se disfruta desde el alto del Fresno.


El obligado desvío hasta el Santuario de Santa María y "la salvoconducto", nos premió con la llegada de Reinerio, el cura de la Parroquia, ...


... que además de invitarnos a visitar el interior y sellarnos, nos dio una magistral explicación sobre el templo y las dos imágenes de La Virgen.


Continuamos la jornada, ya por la cuenca del Narcea, bajando a San Marcelo, La Reaz y ...


... La Doriga.


Para continuar por La Veiguina, hasta las canteras, desde donde se desciende a la vera de las reanudadas obras de un gran viaducto, hasta las casas del Puente, desde donde continuamos hasta Cornellana, donde con unos pinchos y la cerveza de rigor, en Casino, reponemos fuerzas para seguir el Camino.



Dejamos Cornellana por el monasterio de San Salvador, comprobando que su anunciada rehabilitación va con viento en popa, pues ya está reparada la techumbre y la iglesia se encuentra envuelta en andamios.


Tras afrontar la última subida de consideración, de la etapa, hasta Sobrerriba, toca un tramo de camino semi llano, a través de un agradable bosque, ...


... hasta llegar a las canteras de La Cuesta, es curioso que las autoridades pongan pegas para pintar una fachada que linde con el trazado y a las canteras les permitan hacer de todo.


Por cierto, en este tramo nos adelantaron un par de Bicigrinos.


Ya en la Vega de Villazón, después de haber dejado atrás la cantera y algunas casas de Llamas, Carril y Las Chamargas, parece que quiere salir el sol, pero se queda en amago.


Del cementerio de Quintana (Villazón) a la fuente de Santiago y Mexil, otro ataque "canteril", que pronto se olvida, con otro bonito tramo de camino por el monte, por el que se alcanza el puente de Casazorrina y el pueblo del mismo nombre.


De aquí a La Debesa, para después de un paso bajo, lo que algún día podrá llegar a ser la autovía a La Espina, y atravesar la N-634 continuar por otro agradable tramo de camino que nos llevó hasta Mallecín, antesala de Salas, ...


... desde donde continuamos sobre asfalto por las primeras calles salenses hasta alcanzar la Colegiata de Santa María la Mayor y La Torre en el centro de la Villa.


En resumen: magnífico día para recorrer estos 24,61 km. que marcó el Wikiloc, en poco más de 7 horas a paso de personas mayores, como nos merecemos, no en vano alguna está a punto de jubilarse, pero disfrutando como niños del día, del Camino y de la compañía.


Confiamos en poder continuar, el próximo 6 de marzo, hasta Tineo. Ya que el 28 estaremos de cumpleaños ... aunque tendría que ser el 29, pero las circunstancias mandan.

No hay comentarios:

Publicar un comentario