23 may. 2017

"Por la Costa entre Pendueles y El Cristo"


Tras una semana un tanto "tensa" laboralmente hablando, que Ana estaba "peregrinando" por tierras leonesas y la posibilidad de incumplir con los saludables 10.000 pasos un día más, el pasado domingo decidí ir a dar un paseo por la costa oriental asturiana.


Así que a eso de las 10,30 de la mañana, me planté en Pendueles con el ánimo de quitar los "dolorinos" de la semana sudando un poco por la senda costera llanisca.


La idea era alcanzar la capilla del Santo Cristo del Camino por esa ruta y regresar al punto de partida sobre el mismo trazado, pues mi intención, además de conocer el recorrido, era la de poder compararlo con el trazado "oficial".


Pues esta alternativa, utilizada con mayor frecuencia desde que las obras de la autovía dificultaban el tránsito por la N-634, se va convirtiendo en habitual entre l@s Peregrin@s para llegar a Llanes desde Pendueles.


Tanto es así, según parece, que ya son muchas las jornadas en la que el número de Peregrin@s de la ruta costera, supera de manera considerable a los que lo hacen por el Camino "oficial".


Cosa que no es de extrañar, pues a lo largo de los cerca de 13 km. que separan Pendueles de la Capilla del Cristo del Camino, ...


... lugar en el que se unen las dos rutas, se disfruta de un magnífico paisaje en compañía del Cantábrico ...


... a lo largo de un bonito y relajante entorno, ...


... prácticamente libre de tráfico y sobresaltos, pues un corto tramo que se comparte con la carretera se hace por un andadero perfectamente protegido.


Así que después de 26 preciosos kilómetros, en una primaveral jornada bajo la atenta mirada de las Tarabillas, ...


... a lo largo de los que me crucé con más de medio centenar de Peregrin@, unas cuántas fotos y satisfactoriamente cansado, a eso de las 4,30 de la tarde emprendí el regreso a casa para rematar la jornada, ahora futbolística.


Las conclusiones y la comparativa la dejo para una próxima entrada, pues además hace unos días que Blogger me está dando algunos problemas de conexión.


Pero sinceramente, a pesar de perderse la posibilidad de ver algunos de los pocos vestigios que aún permanecen en pie de los tiempos de gloria del Camino, creo que merece la pena salvar esta distancia por la Senda Costera.

Y hasta tengo una foto

No hay comentarios:

Publicar un comentario