29 ago. 2014

"Pelegrín, toma un Culín"


¡Pelegrín toma un Culín!, si durante nuestra travesía por tierras asturianas alguien se dirige a nosotros con esta frase, no debemos pensar que es una alusión a ¡nuestro trasero!, éste ofrecimiento es un símbolo de bienvenida y una invitación a degustar la sidra, bebida regional por excelencia.


La sidra es una bebida natural con ligero contenido de alcohol, obtenida a través de la fermentación del zumo de manzana.

Un "Culín" escanciado por un "profesional" y otro de aficionado

Generalmente se bebe después de ser escanciada en un vaso de considerable tamaño y de finísimas paredes de vidrio, conocido como “culín”, bebiéndose de un solo trago la cantidad escanciada, dejando en el vaso una pequeña cantidad, que se tira al suelo.


En la actualidad, además de la conocida como natural, hay otras variedades, como la “de nueva expresión”, para servir en la mesa, o la popular achampanada.


Algunos autores aseguran que ya era conocida por los hebreos, egipcios y griegos, pero es, unos sesenta años antes de Cristo, cuando Estrabón escribe: “Zytho etiam utuntur, viri parum habert”. (Los astures también usan sidra, pues tienen poco vino). De ella se dice que es tónica, sedante, febrífuga, diurética, acre, laxante, refrescante, ambarina, embriagante, y muchas otras cosas, siempre dependiendo del autor.


"Pelegrín toma un culín y que tengas buen Camín".

No hay comentarios:

Publicar un comentario