6 dic. 2016

Camino Primitivo "Tineo - Campiello o Borres"

4ª Etapa 
Tineo – Campiello o Borres
Distancia: 15,24 km. a Campiello - 18,34 km. a Borres. 
Dificultad: Media. 
Tiempo total estimado: 4 horas 15 minutos a Campiello, con la visita a Obona. 
Tiempo estimado sin paradas: 3 horas 15 minutos. 
Punto más alto: 910 m. 
Km. 6,5 de la etapa, pozo del Ruxidor. 6º 27’ 26.39’’ W - 43º 20’ 25.37’’ N 
Punto más bajo: 580 m. 
El Fresno, 1 km. después de Campiello. 6º 32’ 7.92’’ W – 43º 20’ 13.74’’ N 
Desnivel acumulado subiendo: 299 m. 
Desnivel acumulado bajando: 415 m. 
Señalización: En abril de 2016 suficiente. 
Albergues: En Campiello y Borres.
Alojamiento alternativo: En Campiello. 
Lugares para avituallarse: En Campiello. 
Observaciones: Si para esta etapa proponemos dos lugares para finalizar la jornada, distantes entre sí tan solo 3 km., es debido a que Borres no dispone de más que de un pequeño bar y un albergue de escasa capacidad, mientras que Campiello ofrece un abanico considerablemente más amplio de opciones.
Durante la mayor parte de la etapa se transita por caminos y pistas que discurren a través de un bonito entorno, se debe tener en cuenta que en épocas de lluvia abundan los tramos con barro, por lo que es conveniente ir calzado adecuadamente. 
Merece la pena desviarse hasta el Monasterio de Santa María la Real de Obono, en caso de querer visitar su interior, la llave se encuentra en el bar del cercano pueblo. 
Última actualización: En abril de 2016.

0,00’ h - km. 00,0 
.- Tineo (651 m).


Para abandonar Tineo puede utilizarse la señalización que por la travesía de la Torre, frente a la Iglesia Parroquial, lleva a la calle de la Fuente, o bien la que desde la plaza del Ayuntamiento por la Avda. González Mayo conduce hasta el mural del Camino, que se encuentra por la derecha, al comienzo de la callejuela de Venera de La Conda, por la que tras 100 m. de ascenso se alcanza la calle de la Fuente, punto en el que se unen ambas opciones.


Ya por la calle de la Fuente se continúa ascendiendo otros 600 m., durante los que se van dejando atrás las últimas casas de Tineo hasta alcanzar la fuente de San Juan, donde será conveniente llenar las cantimploras pues no se encontrará agua, en condiciones de consumo, en un buen trecho.


El trazado sigue ascendiendo, ahora de manera más suave, para 400 m. después de haber dejado atrás la fuente cambiar el asfalto por el piso de un camino, por el que apenas recorridos 300 m. y nada más superar un singular acróstico se alcanza el “Mirador de Letizia”.


0,20’ h - km. 1,5 
.- Mirador de Letizia (720 m). 
En esta curiosa y abanderada chabola es frecuente encontrar al popular Arcadio Rey “Pana”, fundador del movimiento obrero en la comarca y cicerone de los próximos 3,2 km. de Camino, que además de ampliar nuestros conocimientos camineros con su animada charla, también nos puede sellar la Credencial.


El siguiente tramo, durante el que se completa el ascenso al alto de Guardia y Las Canteironas, discurre por un entorno de los no se olvidan fácilmente pese a algún que otro atentado en forma de hormigón.


1,00’ h - km. 4,4 
.- Alto de Guardia (879 m). 
Es probable que éste pendiente “paseo” entre bosque autóctono, resulte corto para el caminante y cuando menos se lo espere surja ante él la carreterilla de Guardia, señal inequívoca de que alcanzó el Alto.


Lugar desde el que se continúa por la izquierda escasos 100 m. para dejar el asfalto sobre un camino, que por la derecha en sube baja y a media ladera entre prados, si la niebla no lo impide, regala al Peregrin@ una magnífica panorámica del entorno.


Aquí se inicia el descenso sobre un tramo hormigonado, para después de 1,5 km. de haber atravesado la carreterilla de Guardia, retomarla durante 200 m. hasta alcanzar la AS-350 frente a La Venta de Piedratecha.

1,30’ h - km. 6,4 
.- AS-350 Venta de Piedratecha (797 m).
No es necesario llegar al propio edificio de la venta, pues el trazado continúa por la derecha sobre un senderillo que paralelo a la AS-350 y en ligero descenso, tras 700 m., alcanza por la izquierda el comienzo de un estrecho camino por el que se continúa bajando, ...


... para a medida que lo va haciendo y alejando de la carretera ir ampliando su caja por un precioso bosque, probablemente antigua propiedad del cercano monasterio de Obona.


2,00’ h - km. 8,1 
.- Desvío de Obona (635 m). 
Tras 1.000 m. de bonito trayecto, se alcanza un cruce de caminos en el que se encuentra un mojón que invita a seguir por la derecha para visitar Santa María la Real de Obona, o bien continuar por la izquierda de manera directa a las casas de Villaluz.



Merece la pena recorrer los 450 m. que separan el cruce de caminos del maltrecho Monasterio de Santa María la Real, distancia que tras la visita habrá que desandar para regresar al cruce de caminos.


Desde el mojón, el trazado continúa sobre el amplio y frecuentemente embarrado tercer ramal, por el que se recorren los siguientes 1.700 m. para alcanzar las primeras casas de Villaluz, junto a las que se levanta la pequeña ermita del Cristo.


Desde aquí solo queda continuar otros 100 m. para incorporarse al trazado de la TI-3, sobre la que toca recorrer el siguiente tramo para alcanzar Campiello.


2,40’ h - km. 11,0 (con la visita a Obona) 
.- Villaluz TI-3 (639 m). 
A lo largo de los 2,8 km. que se recorren por la TI-3, se van dejando atrás los pequeños núcleos y caseríos de Vega del Rey, Berrugoso y Las Tiendas, antes de alcanzar el cruce de Sabadel y Troncedo desde el que tras 500 m., con un corto repecho y su consiguiente descenso, se alcanza Campiello.

3,15’ h - km. 13,8 
.- Campiello (605 m).



Pequeño núcleo de casas y almacenes, antiguo parador de arrieros, que crecieron en torno a un concurrido cruce de caminos. En la actualidad hay dos bares donde poder picar algo o comer de manera contundente, amén de poder avituallarse en el caso de continuar hasta el albergue de Borres.


Lo recomendable es finalizar aquí la etapa, pues Campiello dispone de dos albergues privados; Casa Ricardo y Casa Herminia, donde se ofrece un servicio integral con todo tipo de opciones para pasar la noche; albergue u hotel, o para reponer fuerzas; menú del Peregrino, bocadillos o con el imperdonable “Pote asturiano”, además de un supermercado donde avituallarse. Y con un poco de suerte, hasta se podrá disfrutar de una partida de bolos.


Estas son las posibilidades que ofrece Campiello para afrontar con garantías el tramo más bonita del Camino Primitivo, que no es otro que el que discurre por Hospitales, entre la capilla de San Pascual de La Mortera y Montefurado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario